Como si fueran jardines verticales, en los primeros meses del año se decora con macetas y plantas los patios en varios lugares de España, en especial en la región de Córdoba. Esta práctica cultural y tradicional de los jardines en los patios fue reconocida por la UNESCO como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad en el 2012 unido al reconocimiento de Patrimonio de la Humanidad, que ya tenía el centro histórico en 1994, como ejemplo sobresaliente de un conjunto arquitectónico, tecnológico o paisaje que ilustra etapas importantes de la historia de la humanidad, un híbrido arquitectónico que une muchos de los valores artísticos de Oriente y Occidente.
Esta publicación solo está disponible para miembros. Para acceder al contenido debes Ingresar o adquirir Suscripción Revista Digital.

Patrocinado por: